Todo lo que te tengo es tuyo

 

Todo lo que te tengo es tuyo

pero nada te voy a dar.

Es un intercambio, nada a cambio de nada.

Todo lo tuyo se ha convertido en nada

y todo lo mío, es agua pasada que movió molinos

y que ahora no mueve nada

y por esa simple razón, nada te voy a dar.

Por tanto todo lo que tengo no es tuyo ni es mío,

es como decirlo,

de alguien que por allí pasaba

sería de algún pobre ser que aún creía en el amor.

















No hay comentarios:

Publicar un comentario

Julia Uceda